Revista Maru
 Último momento

 

Leer en

Cocina

Jueves 06/12

Pastas caseras: variedades gourmet para toda la semana

El clásico del domingo se encuentra en un momento de suma inventiva y variada inspiración.Cuatro casas de pastas imprescindibles para paladares exigentes.

Foto: Raviolones de salmón rosado / MASGourmet
Por Romina Metti


Como buena parte de los platos más deliciosos de la historia de la gastronomía, el origen de la pasta levanta acaloradas discusiones entre historiadores, eruditos y aficionados al buen comer.Una de las versiones sostiene que fue Marco Polo el responsable de introducir la pasta en la península, luego de su descubrimiento durante la travesía por China. Otra hipótesis asegura que fueron los árabes quienes, en el siglo XI, llegaron a Italia con el sagrado alimento y lo instalaron como parte de su dieta. Aparentemente, hacia el siglo XIII los macarrones con queso y la lasaña ya eran plato del día en Génova y Nápoles, ciudad en la que cuatro siglos más tarde aparecieron las primeras máquinas de prensado y amasado para fabricar pasta. La introducción de estas tecnologías habría abaratado sus costos de producción y popularizó su consumo. El único dato aceptado de manera unánime es que en 1740 se abrió en Venecia la primera fábrica de pastas.

Desde entonces, esta genial obra de la gastronomía que asociamos con orgullo a la Nona, al domingo y a la cultura ítalo-rioplatense, no ha hecho más que reinventarse, alimentando la sorpresa, el deleite y el paladar de los comensales. Una de las grandes virtudes de la pasta es su amistosa, rápida y sencilla cocción, tanto para variedades secas como frescas. Las salsas siempre pueden improvisarse y nunca hay quien se queje de la sobriedad (justa pero sabrosa) de una pasta "a la manteca" o "al oglio". Lo que no puede fallar es su frescura, confección y relleno: de otro modo falla la cocción, la salsa y el momento de feliz italianidad. En esta nota, un recorrido por casas de pastas caseras que no defraudan, atendidas por dueños atentos y apasionados que apuestan a una experiencia superadora. Sugerencias: hacer los pedidos con 48 horas de anticipación, no interrumpir la cadena de frío y atender a la cocción.

Ripieni
Pedidos: a través del sitio web o al 156-124-0574
Delivery: de lunes a viernes de 9 a 18

Dicen que lo que importa es lo de adentro…en especial si hablamos de pastas rellenas. La gran promesa de Ripieni es, precisamente, todo lo que desborda al atravesar la masa. Los sabores se integran y combinan con minuciosa experticia, tanto que para cada variedad se sugiere una salsa que completa la experiencia con buen tino. Todas las variedades rellenas son llamadas genéricamente ravioles, pero sus formas varían en función de los ingredientes. Los de hongos y zanahorias caramelizadas van con una salsa "fonduta di formaggio e mandarole", en tanto los de cordero y pimientos se maridan con una salsa de vino blanco. Los de jamón serrano y queso de oveja se recomiendan con salsa "pesto de pomodoro" y los de langostinos con "mouseline".

También hay gnocchis con masa de calabaza rellenos de ricota y provolone o con masa de papa rellenos de espinaca, avellana y jamón crudo. La línea verde ofrece rellenos de ajo y coliflor, zuchini y orégano, calabaza y nueces tostadas, queso azul y repollo. Para los fanáticos, Ripieni tiene un Club de Pastas con distintas opciones de abono mensual según el tipo de pedido.

 
Foto 1 de 3

Sorsi
Delivery: de lunes a sábados de 10 a 19
Pedidos: por mail a pedidos@sorsi.com.ar o al 4545-2521

Sorsi es un emprendimiento de la familia Puppi, oriunda de Firenze, cuyo origen se remonta al 1200. Uno de sus representantes, Gigi, llegó a la Argentina con las recetas y el plan maestro para hacer de la "vera pasta italiana" un negocio tan delicioso y como familiar. Sorsi ofrece ocho variedades de raviolones y un postre, el italianísimo tiramisú con sabayón. Además de los rellenos clásicos, hay cuatro variedades gourmet: salmón rosado del Pacífico, jabalí con verduras, ciervo del Sur con hierbas y cordero patagónico. Otro imperdible es el relleno con pulpa de calabaza y mix de quesos. En el sitio web se pueden encontrar las recetas de salsas sugeridas para acompañar a cada una de las variedades, además del maridaje ideal para degustar sus sabores. Todos los productos se elaboran artesanalmente y pueden pedirse a domicilio o bien adquirirse en el Mercado de Juramento (Juramento 2527) y La Provoleta (Mitre 1138, Avellaneda). Próximamente Sorsi distribuirá sus productos en una tienda cercana a Nordelta.

 
Foto 1 de 5

MASGourmet / en Facebook
Delivery: de lunes a viernes de 9 a 20
Pedidos: a través del sitio web o al 155-044-1837

Desde pequeña Agustina Sottile disfrutaba de cocinar junto a su madre y a su abuela. De adulta, mientras cursaba la carrera de gastronomía, invitaba a amigos y familiares a comer a su casa para que degustaran sus recetas. Su inquietud por crear pastas diferentes y la amable demanda de sus conocidos hicieron que en 2008 iniciara su propio emprendimiento. MASGourmet ofrece pastas y salsas que buscan darle una vuelta de tuerca al prócer del domingo. Los tagliatelle, por ejemplo, se pueden elegir al curry o de albahaca. Ñoquis hay de sémola rellenos con tomates secos y muzzarella y de remolacha y parmesano. Los sorrentinos pueden ser al huevo con pavita, ciboulette y muzzarella o al curry con pollo, hongos y muzzarella. Los más pedidos son los raviolones de cordero al malbec y los de camarones y lima. Para acompañar, hay salsas clásicas (fileto, bolognesa, parisienne) y modernas (base de cebolla de verdeo y champignones, base de curry, cebolla y nueces). Y para empacharse con postre o merendar, tartas, tortas, budines, muffins y cookies.

 
Foto 1 de 5

Salgado Alimentos
Abierto: lunes de 9 a 20 y de martes a sábados de 9 a medianoche
Juan Ramírez de Velasco 401, 4854-1336

¿Comer en casa pero lavar ollas y platos o comer afuera y a pesar de la espera? Para los indecisos, Salgado Alimentos ofrece las dos opciones: pastas para llevar al hogar o mesas para comer en el lugar. La especialidad en pastas caseras le viene de antaño, ya que el antecedente de Salgado en esa misma esquina fue una fábrica de pastas. La propuesta es surtida y sumamente audaz: ñoquis de mostaza ahumada; ravioles de bondiola de cerdo o morcilla, naranja y almendras; canelones de ternera, espinaca y pategrás o pollo, miel y zuchini; sorrentinos negros de salmón y camarones y agnolotis de cordero y menta son algunas de las variedades que compiten sobre el cartel de letras incrustadas. Todas las semanas hay platos especiales, entre ellos uno a base de pasta, claro. El gran acierto de Salgado es haber rellenado las pastas con distintos tipos de carnes. También tiene una generosa carta de comidas y postres.

Notas relacionadas

Salsas con firmas; cinco cocineros te regalan sus recetas / Todas las recetas con pastas de Maru

 
 
Más notas de Cocina