Revista Maru
 Último momento

 

Leer en

Nosotras

Viernes 02/11

Día de Muertos: comidas típicas mexicanas en honor a los ancestros

Hoy se celebra esta famosa festividad en el país del taco; te contamos de qué se trata y cuáles son los alimentos que se consumen en estas fechas

 
Foto: Gentileza Restaurante María Félix
Por Jazmín López Joaquim

Las tradiciones que relacionan la comida con la muerte se remontan a la historia más antigua del hombre. Los rituales como las momificaciones y las ofrendas de alimentos para enfrentar la nueva vida en Egipto, la incineración en la pira y los banquetes compartidos en memoria de los difuntos en la Antigua Grecia son un ejemplo. Hay culturas que aún en la actualidad dejan ofrendas a los muertos como ocurre en el Día de Muertos en México, que se festeja el 1 y 2 de noviembre de cada año.

Altares, velas, flores, fotos del difunto y las comidas típicas se conjugan en honor a los ancestros. Guillermo Mateos, chef del Instituto gastronómico Aspic de México, cuenta que "los platillos de este día son los moles (salsas a base de chile y especias), el pozole (sopa en base a granos de maíz), los guisados a base de carne y verduras, algunos dulces como boniatos o tejocotes y el tradicional pan de muerto". Además, se preparan calaveras de azúcar o de chocolate para personificar a la muerte, y se dejan en los altares bebidas como tequila, rompope o pulque.

SIMBOLISMOS

El Día de Muertos -declarado Obra Maestra del Patrimonio Oral e Intangible de la Humanidad por la Unesco en 2003- es un sincretismo de culturas. Mateos recuerda que la festividad se basa en "una mezcla de la tradición prehispánica, de la que deriva el altar de muertos, donde se les deja comida a los antepasados para que en estos días vengan a comer lo que más les gustaba; y por otra parte, de lo español, que se acostumbra en esta fecha a hacer un par de difuntos que se regalan a la gente pobre. Después de la conquista se fusionan. En época de la colonia, siguen algunos ritos paganos como envolver órganos en amaranto y los colonizadores lo cambian por un pan en forma de corazón pintado con un azúcar con colorante rojo".

Los panes de difuntos fueron modificando sus formas. En la actualidad, se pueden encontrar figuras de plantas, de animales o de niños. También puede estar decorado "con una bolita al centro y cuatro huesitos a los costados que van a significar las extremidades del difunto", explica el chef de Aspic.

Un altar plagado de simbolismos es el escenario central de esta festividad. Los cuatro elementos (aire, agua, fuego y tierra) están representados con diversos objetos: "Hay veladoras o velas que significan la luz o el fuego; agua bendita o bebidas del agrado del difunto, que simboliza el agua; papel picado, por el aire; y para lo terrenal, los alimentos", cuenta Mateos. Cada altar se erige en conmemoración a las personas de la familia que ya no están con el fin de dejar sus comidas y bebidas favoritas porque se cree que, durante el transcurso del día 1 al 2, los difuntos bajan a consumirlos.

Te invitamos a preparar tu propio pan de muerto para sumarte a esta tradición y homenajear a tus ancestros (apretá el nombre para ver la receta). ¿Qué otras comidas le prepararías en su honor?

Pan de muerto

Apretá acá para encontrar algunos lugares para comer comidas mexicanas en la ciudad

 
 
Más notas de Nosotras